Las traducciones muy económicas no siempre son de calidad

A través de estas líneas se pretende poner al descubierto el hecho de que una traducción demasiado económica no siempre trae consigo los resultados deseados por el cliente, sobre todo en cuanto a la calidad que nuestros documentos se merecen. Hoy en día, es muy fácil encontrar casi todo lo que necesitamos a golpe de clic, incluyendo servicios de traducción a precios de ganga, pero ¿es siempre una buena opción elegir el precio más económico e ignorar otros aspectos tales como la calidad, la capacidad de respuesta, el plazo de entrega, la garantía, etc.?

Un precio excesivamente rebajado por palabra traducida debería llamarnos la atención, pero no en cuanto a sentirnos afortunados por haberlo encontrado, sino porque el traductor podría ser una de muchas personas que,  aunque conocen dos idiomas, podría no ser traductor profesional, y su objetivo no es otro que intentar ganarse un dinero por internet comprometiendo la calidad del documento del cliente.

Un trabajo de traducción profesional requiere de profesionales titulados y con experiencia, que sepan responden ante cualquier duda o posible reclamación. ¿Quién mejor que una agencia de traducción de renombre que nos ofrezca lo que estamos buscando? Es cierto que los precios serán más caros, pero nos compensará enormemente en todos los aspectos, de eso no hay duda. Consulte las páginas de testimonios de clientes satisfechos antes de decidirse por uno u otro servicio de traducción.

Por desgracia, la actividad fraudulenta y de poca calidad llevada a cabo por algunos “pseudo-traductores” está afectando, de manera considerable, tanto al trabajo digno de los traductores profesionales y sus tarifas, como a la credibilidad de profesionales por internet, algo muy complicado de conseguir y que se merece seguir operando.

El cliente es libre de buscar, comparar y elegir la mejor opción, pero recuerde que, en casi todos los casos “lo barato resulta caro al final”.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.